Lun. Mar 4th, 2024

Es mucha la basura y desperdicios que se encuentran en océanos y ríos, ciudades donde el aire es irrespirable, por lo tanto, el proceso de reciclar es una actividad cotidiana sencilla y gratificante que se puede realizar todo el tiempo.

Donde pueden participar todos los miembros de la familia, los más pequeños de la casa, donde el aprendizaje y la diversión van de la mano.

Cuidados del medio ambiente

El ser humano es el primer responsable de producir residuos, lo único que se logra es perjudicarse a sí mismo y al medio ambiente, tanto en el corto plazo como en el futuro de lo que vendrán, para toda madre o padre esto es preocupante.

Existen varias maneras de practicar un consumo responsable, para que las futuras generaciones disfruten de un planeta verde y azul.

Cada ciudad pone a la disposición de las personas contenedores donde se puedan introducir residuos, orgánico, papel, vidrio o plástico. También existen puntos donde llevar objetos como maderas o electrodomésticos.

Se puede tener contenedores en casa para facilitar el reciclaje de los productos consumidos, ayudar a desarrollar la correcta educación en toda la familia, cambio de conciencia de las personas que están alrededor.

Ahorrar energía y luchar contra el cambio climático:  Menos consumo de energía, si se recicla energía se reduce el trabajo de extracción elaboración de nuevas materias primas, transporte, esto causa una disminución en el uso de energía necesaria para llevar a cabo estos procesos.

Menos CO2 a la atmosfera, al consumir menos energía se genera menos CO2 se reduce el efecto invernadero, una ayuda al planeta y contribuir a luchar contra el cambio del clima.

La contaminación del aire es menor, según la OMS, la salud cardiovascular y respiratoria es menor cuando más bajo sea el nivel de contaminación, si se piensa en el tipo de aire que respiran los niños y niñas cuando están en los parques o calles.

Usar menos materias primas: En caso de reciclar, papel, plástico o vidrio, ya no se necesita hacer uso de materias primas para fabricar productos, de esta forma se ahorra una cantidad de recursos naturales y se conservan los bosques, los llamados pulmones del planeta, de esta forma se descontamina el ambiente.

Fabricar nuevos productos: Mediante el reciclaje se crean nuevos productos, existen objetos que nacen del reciclaje, por ejemplo, las cajas de zapatos, tienen su origen en los tetrabriks, las llantas de neumático se pueden fabricar con latas de refresco.

El nacimiento del ecodiseño, muchas empresas han colocado en marcha esto, con el fin de diseñar y respetando el medio ambiente, reutilizar objetos, señales de tráfico, neumáticos, entre otros.

En el caso de las botellas de vidrio se pueden convertir la porta velas, o las velas de barco en un salvamanteles, existen varios portales web donde se encuentran productos confeccionados con materiales reciclados.

Creación de puestos de trabajo: El reciclar permite preservar el medio ambiente, ayuda a la creación y mantenimiento de puestos de trabajo, el reciclaje de residuos necesita empresas y personas trabajadoras que recolecten las materias y los clasifiquen.

Los cerrajeros cuando están en casa, con familiares o amigos, pueden enseñar a los más pequeños y hasta los más grandes como reciclar los desperdicios que generan los integrantes de la vivienda.

Por admin